Educación para la Paz


CONVOCATORIA 24 Noviembre 2019: El buen trato, el derecho de las mujeres

El 24 de noviembre de 2019, último domingo de mes
En la Plaza Mayor (junto al caballo), a las 12 horas
Mujeres de Negro contra la guerra – Madrid
Invitan
a una concentración de negro y en silencio:

El buen trato, el derecho de las mujeres

En conmemoración del 25 de noviembre, Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer

Mujeres de Negro contra la guerra de Madrid consideramos que:

♀ Todas las personas tenemos que pensar qué ha supuesto y supone la violencia en las relaciones humanas y replantearnos los cambios que debemos hacer en nuestras conductas.

♀ La educación en la escuela tiene que estimular la autoestima de las niñas y los niños, para superar la cultura de dominación de unos sobre otras.

♀ La sociedad no puede tolerar el trato vejatorio ni los asesinatos de las mujeres por el hecho de ser mujeres.

♀ Nuestros gobiernos tienen que proporcionar recursos económicos y de todo tipo para dar seguridad a las mujeres que sufren violencia, que les faciliten salir de ella y para que puedan ser las gestoras de su vida y su futuro.

Nuestro recuerdo especial a todas las asesinadas por ser mujeres, a sus hijas e hijos también asesinados y a la orfandad que genera esta violencia.

Expulsemos la guerra y la violencia
de la historia
y de nuestras vidas

C/ San Cosme y San Damián, Nº 24, 2º
28012 – Madrid

……………………………………………………………………….

El buen trato, el derecho de las mujeres

En conmemoración del 25 de noviembre, Día internacional de la eliminación de la violencia contra las mujeres, queremos visibilizar, una vez más, la necesidad de trabajar contra la violencia que se ejerce contra ellas por el hecho de ser mujeres.

La violencia que sufrimos las mujeres es un engranaje fundamental de la violencia estructural en todas las culturas. La violencia es la respuesta social dada desde siempre para dominar, explotar, controlar, anular, humillar…y así imponernos al otro. Se ejerce sobre las mujeres en la vida cotidiana y es en las guerras donde la violencia de género aumenta de forma exponencial.

Las mujeres, cuando menos, la mitad de la población, hemos sido culturalmente consideradas inferiores, propiedad de los hombres, con la función de servir a los intereses del patriarcado, de la nación, del militarismo. Esa consideración de ‘ser inferior’ ha supuesto nuestra exclusión de los espacios sociales. Exclusión interiorizada en los dos géneros y exclusión que en sí misma es violencia, tanto física como psíquica, hacia las mujeres.

La violencia ha modelado nuestras relaciones, por lo que el respeto, la consideración y el buen trato hacia las mujeres no ha formado parte de la socialización. Consideramos que la violencia continúa impregnando nuestra cultura, haciendo que las mujeres no pongamos en primer lugar nuestro derecho a ser personas y no nos valoremos por nosotras mismas, sino por quien es nuestra pareja. De esta forma, asumimos ser víctimas y aceptamos un trato vejatorio.

El reto está en rechazar ser víctimas y poner siempre por delante nuestro derecho al buen trato.

Desde Mujeres de Negro vemos que, para trabajar contra la violencia hacia las mujeres, es necesario tener en cuenta que el aprendizaje, la utilización, socialización y normalización de toda violencia a lo largo de la historia, es la causa del maltrato y el asesinato de tantas mujeres. Para dar pasos en su erradicación consideramos necesario:

Todas las personas tenemos que pensar qué ha supuesto y supone la violencia en las relaciones humanas y replantearnos los cambios que debemos hacer en nuestras conductas.

Enseñar a vivir desde la infancia el derecho a recibir y dar un buen trato.

La educación en la escuela tiene que estimular la autoestima de las niñas y los niños, para superar la cultura de dominación de unos sobre otras.

La sociedad no puede tolerar el trato vejatorio ni los asesinatos de las mujeres por el hecho de ser mujeres.

Nuestros gobiernos tienen que proporcionar recursos económicos y de todo tipo para dar seguridad a las mujeres que sufren violencia, que les faciliten salir de ella y para que puedan ser las gestoras de su vida y su futuro.

Nuestro recuerdo especial a todas las asesinadas por ser mujeres, a sus hijas e hijos también asesinados y a la orfandad que genera esta violencia.


CONVOCATORIA 29 octubre 2017: Como mujer, mi patria es el mundo entero

English                                                             Français

El 29 de octubre de 2017, último domingo de mes
En la Plaza Mayor (junto al caballo), a las 12 horas
Mujeres de Negro contra la guerra – Madrid
Invitan
a una concentración de negro y en silencio.

“Como mujer, mi patria es el mundo entero”


Como Mujeres de Negro no queremos que nos dividan, no queremos que nos separen como enemigas/os, no queremos que utilicen la fuerza: ¡No en nuestro nombre ni con nuestro dinero!

Mujeres de Negro, desde nuestros planteamientos feministas, antimilitaristas y noviolentos, expresamos el convencimiento de que hay que buscar alternativas para aprender a conseguir que los conflictos no deriven en más violencia, sino en mayor equidad y justicia para la sociedad civil.
No basta con estar en contra de la violencia y las guerras, hay que analizar las causas que las producen para poder evitarlas.

Expulsemos la guerra y la violencia
de la historia
y de nuestras vidas

C/ San Cosme y San Damián, Nº 24, 2º
28012 – Madrid

……………………………………………………………………….

Como mujer, mi patria es el mundo entero

Mujeres de Negro de Madrid estamos muy preocupadas y muy desazonadas por la situación que se está viviendo en Cataluña y en el resto de España.

También vemos con gran perplejidad que todos los demás problemas que acucian a nuestras sociedades han desaparecido de los medios de comunicación y de las preocupaciones de los gobiernos como si no continuaran existiendo.

Los dos gobiernos hablan en nombre del pueblo cuando en realidad lo hacen siguiendo sus intereses partidistas. Y entre los dos han conseguido que nos consideremos enemigas/os entre nosotras/os.
El uso que se hace de la intimidación, del miedo y de la violencia; la misma forma que tienen de enfrentar el conflicto por la fuerza es pura militarización de las conciencias.

Como Mujeres de Negro no queremos que nos dividan, no queremos que nos separen como enemigas/os, no queremos que utilicen la fuerza: ¡No en nuestro nombre ni con nuestro dinero!

Como Mujeres de Negro queremos:

Resolver los conflictos de otra manera: escuchándonos, cuidando la manera en cómo se hacen y dicen las cosas, evitando echar más leña al fuego.

Tender puentes entre las personas y las comunidades, ponerse en el lugar de la otra parte, conocer sus prioridades y tratar de entenderlas. Encontrarnos como mujeres, por encima de las fronteras.

Hacer un trabajo colaborativo para conseguir progresos sociales y de las mujeres.

Pedir a los gobiernos que trabajen realmente por la gente y que no nos dividan más de lo que ya lo han hecho.

Hacemos un llamamiento en contra de la puesta en marcha de medidas excepcionales e imposiciones por las partes, apelamos al diálogo y la negociación democrática y participativa.

Mujeres de Negro, desde nuestros planteamientos feministas, antimilitaristas y noviolentos, expresamos el convencimiento de que hay que buscar alternativas para aprender a conseguir que los conflictos no deriven en más violencia, sino en mayor equidad y justicia para la sociedad civil.

No basta con estar en contra de la violencia y las guerras, hay que analizar las causas que las producen para poder evitarlas.

Fotos de este día pinchando aquí


CONVOCATORIA 29 enero 2017: DÍA ESCOLAR DE LA NOVIOLENCIA

English                                                             Français

El 29 de enero de 2017, último domingo de mes
En la Plaza Mayor (junto al caballo), a las 12 horas
Mujeres de Negro contra la guerra – Madrid
Invitan
a una concentración de negro y en silencio.

En el Día Escolar de la Noviolencia


Mujeres de Negro queremos unas escuelas que colaboren en la construcción de una sociedad que luche por la paz y para ello consideramos que:

Es urgente y necesario fortalecer el trabajo de Educación para la Paz con perspectiva de género, que tiene como finalidad la formación de personas “noviolentas” y que existan presupuesto y apoyo para hacerlo posible.

Es necesario que se trabaje en la escuela y en la sociedad por una igualdad que no repita la violencia o el poder del patriarcado. Todas y cada una de las personas somos responsables de que en el mundo haya más violencia o de que esta vaya desapareciendo.

En esta fecha de celebración de la Paz, nos unimos a la campaña las mujeres de Estados Unidos contra la política xenófoba y machista de Donald Trump. Como ellas, creemos que el programa de este presidente supone un retroceso en el camino de la paz y del logro de los Derechos Humanos, una muestra más del resurgir del fascismo en el mundo.

Expulsemos la guerra y la violencia
de la historia
y de nuestras vidas

C/ San Cosme y San Damián, Nº 24, 2º
28012 – Madrid

……………………………………………………………………….

Día Escolar de la Noviolencia

Desde 1964 el 30 de enero se conmemora el Día Escolar de la Noviolencia en recuerdo de Ghandi y de los valores que representa.

Mujeres de Negro, desde nuestros planteamientos feministas, antimilitaristas y noviolentos, expresamos el convencimiento de que hay que buscar alternativas para aprender a conseguir que los conflictos no deriven en más violencia, sino en mayor equidad y justicia para la sociedad civil. La necesidad de la noviolencia se hace cada vez más urgente. Es alarmante la cantidad de conflictos bélicos que hay en la actualidad. Algunos de ellos son conflictos olvidados y otros, como la guerra en Siria, más conocidos por sus consecuencias: los refugiados que llegan a nuestras puertas.

No basta con estar en contra de la violencia y las guerras, hay que analizar las causas que las producen para poder evitarlas. La tendencia de nuestros gobiernos a mantener los privilegios de los más favorecidos con muros y vallas; las devoluciones ilegales de los sin papeles; la denegación de asilo violando las leyes internacionales firmadas; la negación del derecho universal a la salud; la estigmatización de emigrantes desde la creencia de que quitan puestos de trabajo o consumen nuestros recursos y el retroceso en los derechos de las mujeres son la forma de potenciar valores que responden a un modelo social de violencia fomentando miedo, control social, machismo, obediencia ciega, relaciones de poder-sumisión, resolución de conflictos con violencia y por la fuerza, y desprecio hacia las personas que se consideran más débiles y diferentes.

Denunciamos el militarismo de nuestras sociedades que educan en la idea de defensa armada, donde la guerra y la violencia son las únicas soluciones.

Asimismo, manifestamos nuestra preocupación por el rebrote de valores machistas en las aulas, el uso de la violencia para resolver conflictos, el aumento de relaciones de poder/sumisión entre el alumnado y el continuo recorte en presupuesto de educación para la enseñanza pública, mientras que aumenta para la privada. También nos preocupa que sigamos sin cuestionarnos que haya aumentado de manera considerable el presupuesto en defensa.

Mujeres de Negro queremos unas escuelas que colaboren en la construcción de una sociedad que luche por la paz y para ello consideramos que:

Es urgente y necesario fortalecer el trabajo de Educación para la Paz con perspectiva de género, que tiene como finalidad la formación de personas “noviolentas” y que existan presupuesto y apoyo para hacerlo posible.

La Noviolencia es un camino, un proceso, un aprendizaje continuo, tanto en lo personal como en las relaciones humanas; es una herramienta ética de transformación social, que da fuerza a quienes la practican y quita poder a los violentos.

Es necesario que se trabaje en la escuela y en la sociedad por una igualdad que no repita la violencia o el poder del patriarcado. Todas y cada una de las personas somos responsables de que en el mundo haya más violencia o de que esta vaya desapareciendo.

En esta efeméride de celebración de la Paz, nos unimos a la campaña Mujeres de Estados Unidos contra la política xenófoba y machista de Donald Trump. Como ellas, creemos que el programa de este presidente supone un retroceso en el camino de la paz y del logro de los Derechos Humanos, una muestra más del resurgir del fascismo en el mundo.

“Un país no es más fuerte por el número de soldados que tiene, sino por su índice de alfabetización.”
“Es verdad que la pluma es más fuerte que la espada, la educación asusta a aquellos que usan el terror.”
“La mejor manera de luchar contra el terrorismo es muy sencilla: educar a la próxima generación.”

Malala Yousafzai
(niña paquistaní galardonada con el premio Nobel de la Paz en 2014)


Una obra de teatro no representa un peligro para la seguridad

Mujeres de Negro contra la guerra – Madrid
nos adherimos a este llamamiento de Amnistía Internacional

España: Una obra de teatro no representa un peligro para la seguridad.


Como posiblemente sepas, el pasado 5 de febrero dos titiriteros fueron detenidos por la policía y acusados de “enaltecimiento del terrorismo”. Ambos fueron puestos en libertad el pasado 10 de febrero, tras pasar cinco días en prisión incondicional. Sin embargo, los cargos siguen en vigor, y ambos deben comparecer a diario en un juzgado o comisaría más cercana a su casa, se les ha retirado el pasaporte y tienen prohibido salir del país.

Privar de libertad a personas por expresarse libremente en el contexto de una obra de ficción está totalmente injustificado. Por ello, te invitamos a firmar la ciberacción que hemos publicado en nuestra web, dirigida a la Fiscalía General del Estado, pidiendo la retirada de los cargos:

https://www.es.amnesty.org/actua/acciones/espana-titiriteros-feb16/

……………………………………………………………………….

Expulsemos la guerra y la violencia
de la historia
y de nuestras vidas

C/ San Cosme y San Damián, Nº 24, 2º
28012 – Madrid


CONVOCATORIA 31 enero 2016: Día Escolar de la Noviolencia el 30 de enero

English                             Français

El 31 de enero de 2016, último domingo de mes
En la Plaza Mayor (junto al caballo), a las 12 horas
Mujeres de Negro contra la guerra – Madrid
Invitan
a una concentración de negro y en silencio.

En conmemoración el 30 de enero del Día Escolar de la Noviolencia en recuerdo de Ghandi


Mujeres de Negro de Madrid contra la guerra decimos

Sí en nuestro nombre a que:

En las escuelas se incluya verdadera formación en valores universales y se actúe para que haya una política de género universal que llegue a las mujeres en todo el mundo.

El dinero del armamento y la militarización se invierta en educación pública, hospitales y gastos sociales.

Nuestros gobernantes y los líderes internacionales no recurran a la guerra ni fomenten el militarismo.

Se asuman responsabilidades por los efectos de todas las guerras recientes en las mujeres, en la sociedad, en el medio ambiente y en el patrimonio cultural.

Expulsemos la guerra y la violencia
de la historia
y de nuestras vidas

C/ San Cosme y San Damián, Nº 24, 2º
28012 – Madrid

……………………………………………………………………….

El 30 de enero, día escolar de la Noviolencia

Este día recordamos a Ghandi y los valores que representa. Mujeres de Negro de Madrid, desde nuestros planteamientos feministas, antimilitaristas y de Noviolencia queremos decir que la celebración de este día en la Escuela tiene que tener continuación en una Educación que implique a todas las personas a lo largo de su existencia. Anhelamos una sociedad donde se haga realidad la utopía de los Derechos Humanos universales.
Reivindicamos un aprendizaje continuo en el que recuperemos los actos e iniciativas de todas las personas que nos han precedido y que consideraban que la injusticia, la violencia y la guerra eran la causa de los males de la Humanidad, que también es nuestra Memoria Histórica.

Defendemos una escuela que ayude a formar personas con espíritu crítico que entiendan la Educación para la Paz como un proceso permanente, herramientas que contribuyan a la desaparición del militarismo, el patriarcado, el nacionalismo y una educación en la que la noviolencia sea fuerza transformadora individual y colectiva.

La escuela debe ser el lugar donde los niños y niñas tomen conciencia de que si no respetamos los Derechos Humanos universalmente y buscamos únicamente nuestros intereses, colaboramos a que cada vez tengamos más inseguridad y menos derechos individuales y colectivos.

Queremos una Educación para la Paz que nos ayude a:

♀ Revisar y dar respuesta a las políticas militaristas, de guerra, aplicadas por nuestros dirigentes que han llevado la destrucción y el sufrimiento a regiones enteras y al nacimiento de grupos o ejércitos violentos.

♀ Visibilizar las consecuencias que traen consigo la creación de nuevas fronteras y el cierre de las actuales para las personas que migran en busca de una vida más segura y mejor.

♀ Denunciar el daño que supone para la sociedad el recorte de derechos civiles y laborales aplicados por los Centros Mundiales de Poder y nuestros Gobiernos, a través de distintas “Leyes Mordaza”.

♀ Desarrollar valores con perspectiva de género que formen personas noviolentas.

Mujeres de Negro de Madrid contra la guerra decimos:

No en nuestro nombre a:

La militarización de la Escuela, de las mentes y de la sociedad.

Una Ley de Educación que busca moldear personas acríticas, sumisas e individualistas.

Sí en nuestro nombre a que:

El dinero del armamento y la militarización se invierta en educación pública, hospitales y gastos sociales.

Nuestros gobernantes y los líderes internacionales no recurran a la guerra ni fomenten el militarismo.

Se asuman responsabilidades por los efectos de todas las guerras recientes en las mujeres, en la sociedad, en el medio ambiente y en el patrimonio cultural.

En las escuelas se incluya verdadera formación en valores universales y se actúe para que haya una política de género universal que llegue a las mujeres en todo el mundo.

…Inculcad en el alma de vuestros niños el más profundo horror a todo lo que hable de guerra. No dejéis más en sus manos esas cajas de soldaditos de plomo que puedan engreirles a ser un nuevo Bonaparte. No alentéis el constante resurgir de la barbarie.
María Poscowink
(Redención -revista feminista-, octubre 1915)